Shopping Cart
Your Cart is Empty
Quantity:
Subtotal
Taxes
Shipping
Total
There was an error with PayPalClick here to try again
CelebrateThank you for your business!You should be receiving an order confirmation from Paypal shortly.Exit Shopping Cart

CENTRO DE HIPNOSIS PROFESIONAL

McALLEN, TX.

Blog

TRES MODELOS DE CURACIÓN DEL CANCER

Posted on October 31, 2013 at 10:54 AM Comments comments (535)
El cáncer es una enfermedad genética producida por la mutación de determinados genes en una célula determinada, que adquiere las características del cáncer.
Los cánceres se originan a partir de una célula única, tras la suma de múltiples mutaciones (de cinco a diez) en el genotipo para que se transforme en un fenotipo maligno en el transcurso de varios años, dando lugar a un clon de células, que es el tumor.
Frecuencia: El cáncer es la segunda causa principal de muerte, detrás de las enfermedades cardiovasculares. Sin embargo, los fallecimientos por estas últimas están disminuyendo, mientras que las muertes por cáncer están aumentando. Se estima que a lo largo del siglo XXI el cáncer será la principal causa de muerte en los países desarrollados.
Causa del cáncer: No se sabe de una causa única y específica, pero se conocen muchos factores de riesgo: el tabaquismo, la dieta, el sedentarismo, la exposición solar y otros estilos de vida. Sea como fuera, no es posible pensar en el cáncer como una enfermedad de causa única, sino más bien como el resultado final de una interacción de múltiples factores, entre los cuales se incluyen el medio ambiente, los hábitos alimenticios, la herencia genética, etc.
1. Dr. Ryke Gerd Hamer, exjefe del Hospital Universitario Oncológico de Munich, Alemania. Tras contraer el mismo y su mujer un cáncer al poco tiempo de muerte de su hijo, comenzó a investigar sobre la posible relación de esta enfermedad con la mente, entendiendo al ser humano como una realidad integral.
Tras años de investigación de miles de casos, comprobó y afirmo a la comunidad médica internacional que el cáncer tiene su origen en un conflicto interno y mental desencadenado por un trauma o shock emocional. Sus revolucionarias afirmaciones lógicamente han chocado desde el principio con la medicina convencional, pero, a pesar del silencio oficial, cada vez son más los médicos que comienzan a apoyarlo.
Una de las pruebas científicas del Dr. Hamer para avalar sus teorías, después de computar mas de 20.000 casos, es observar por medio de un TAC* (Tomografía Axial Computerizada, una especie de escáner cerebral que diagnostica por medio de la imagen que en el cerebro del enfermo siempre aparecen unas marcas (siempre las mismas marcas circulares en las mismas patologías o tipos de cáncer),que el denomina "Ley Férrea del Cáncer".
Lo explica del siguiente modo:"Todo shock psíquico altamente traumático que te piílla a contraríe y es vivido en aislamiento, produce una ruptura del campo electrofisiológico o electromagnético de un área concreta del cerebro y, como consecuencia, se altera el órgano que esa parte del cerebro esta regulando"
El Dr.Hamer afirma que lo que realmente mata es el pánico en el que vive el enfermo, que le bloquea para la autocuración. Comenta que la primera fase de la enfermedad comienza por un estrés prolongado que va provocando el conflicto interno.
Dr. Hamer llega a las siguientes conclusiones:
• La enfermedad es un programa inteligente de la naturaleza tendente a decirle al individuo que esta viviendo una situación que no le conviene.
• A los médicos no se les ocurre preguntar al paciente si ha sufrido algún trauma emocional importante poco tiempo antes de que aparecieran los primeros síntomas de su “enfermedad”, porque no se les ha formado para ello, y así comprender que muchas de las dolencias orgánicas tienen origen psicológico.
• Toda la enfermedad es un proceso bifásico. Si se soluciona el conflicto psicoemocional que origino la lesión del órgano, este se recuperara.
• La somatización de todo cáncer queda reflejada en el cerebro, algo que es posible constatar realizando un simple escáner.
2. Según Dr. Arturo Eduardo Agüero las emociones nos enferman. la ira, el odio, la sobreadaptación y el conflicto son factores de producción de muchas dolencias. Las enfermedades como el cáncer y el Alzheimer también manifiestan en su historial previo una carga emocional.
El comprueba que los pacientes con enfermedades mentales mas serias –esquizofrenia, demencia, psicosis maniaco-depresiva, trastornos bipolares no padecen cáncer ni otras enfermedades orgánicas graves, cuando lo hacían era porque habían mejorado notablemente de su enfermedad. Si la mente no funciona no existe el cáncer. Después de muchas investigaciones el relaciona las enfermedades psicosomáticas (o por autodestrucción como les nombra el) con:
Un problema interno. Este problema ocurre cuando no logramos dominar la ira y el odio y entramos en el escalón de la agresividad sin poder expresarla, sin exteriorizarla. Es común entonces que esta agresividad se vuelva hacia nuestro interior (con su fuerte carga de energía) como un verdadero agente productor de enfermedades. Resulta muy significativo que el cáncer de mama aparezca en numerosas mujeres que guardaron y guardan una relación de gran hostilidad con sus madres. Entonces habrá que tratamos el órgano afectado, cuando en realidad deberíamos haber tratado la agresividad.
Otra condición que puede producir enfermedades psicosomáticas es el conflicto.Un conflicto importante que no hayamos resuelto. Hay conflictos que no son fáciles de resolver .En este caso es necesario pedir ayuda porque si no se resuelven a tiempo, podrían afectar nuestro cuerpo o llegar a lesionar algún órgano.
El estrés
3. Dr.Bruce H. Lipton (Investigador celular de prestigio). El asegura que las creencias modelan nuestra salud. Además nos asegura que el pensamiento positivo y efecto placebo curan y la mente tiene poder para la autocuración.
Como seguidor de la física quántica dice que todo es energía. La mente es energía. Los pensamientos también. El pensamiento positivo puede sanar, y también el pensamiento negativo puede matar. Todo esta relacionado con nuestra manera de pensar. El problema no es tanto en el entorno real sino el que tu interpretas.
En la mente, quien realmente tiene el poder es el subconsciente. Pero no lo podemos controlar. Lo podemos reprogramar (PNL). la información del Subconsciente se recibe en los primeros 6 años de vida. Muchos estudios demuestran que las enfermedades que tenemos de adultos, como el cáncer, tienen que ver con la programación y el entorno que vivimos en los primeros años de la vida.
Eso significa que, a pesar de la educación voluntariosa de los padres, los niños absorben también sus enfermedades, o sus actividades negativas, y así se "programa" su subconsciente. Este demostrado que si un niño adoptado vive en su familia casos de cáncer, en su madurez puede padecer cáncer aunque su genética es diferente.
Según Bruce H. Lipton es tu propio comportamiento que te lleva a la enfermedad. Al cambiar estos programas erróneos en el Subconsciente, puedes recrear toda tu vida (PNL).
Los genes no controlan la vida, son como un dibujo. Una vez que tienes los planos, necesitas un contratista para hacer la casa. Ahora sabemos que el sistema nervioso y la mente son ese contratista.
El destino de la célula refleja lo que está ocurriendo en el entorno. Cambia el entorno y entonces cambiarás el destino. Es el entorno el que controla la célula.
Dentro de nosotros hay 50 trillones de células y el entorno celular para nosotros es la sangre, por ello la composición de la sangre cambia el destino de la célula.
¿Y qué controla la química de la sangre dentro del cuerpo?
El sistema nervioso. ¿Y qué química crea el sistema nervioso en la sangre? Pues depende del sistema exterior.
La célula y el ser humano son la misma cosa. Por ello, si pongo al ser humano en un entorno nocivo, igual que la célula, también enferma. Si lo trasladas a un entorno sano, entonces sana.
Por tanto, la medicina culpa a las células por la enfermedad y trata de cambiar la química de las células, pero ese no es el problema, el problema es el entorno.
Y si cambias a la persona de entorno, sin medicamentos, el cerebro cambia la química.
La diferencia entre la célula y el ser humano es que este tiene una mente que hace una interpretación y la célula lee el entorno directamente.
Si puedo sanar sin usar medicamentos, la industria que los produce no gana dinero. Deberíamos poder decir que la ciencia está separada de la industria farmacéutica, pero no es así, porque con el dinero de esta se está pagando el desarrollo de la ciencia, y ese dinero solo va esos estudios que dicen que las drogas funcionan. El dinero controla la ciencia.
La mente tiene poder para la autocuración. La mente controla. Por ejemplo, cierro los ojos, los abro y veo a alguien a quien amo. Entonces mi cerebro segrega dopamina, oxitocina, etc. Lo puedo sentir en mi cuerpo, puedo sentir el amor, y esa química trae salud a las células.Por eso, quien se enamora se siente tan bien. Pero si abro los ojos y veo algo que me asusta, segrego hormonas del estrés. Y estas hacen dos cosas.
La primera es que frenan el crecimiento del cuerpo. La gente no lo sabe, pero tienes que crecer todos los días, porque, si no, te mueres. Cada día cientos de billones de células mueren y tienes que ir produciendo nuevas. Cada tres días, el sistema digestivo renueva sus células, pero si se interfiere con ese crecimiento, entonces no puedo estar sano porque estoy perdiendo demasiadas células al día, por eso la quimioterapia hace que se caiga el pelo y crea problemas de digestión, porque mata todas las células, no solo las del cáncer.
La segunda consecuencia de las hormonas del estrés es que se cierra todo aquello que usa energía, y el sistema inmunitario usa muchísima energía: cuando estás enfermo te sientes muy cansado porque tu energía la está usando el sistema inmunitario. Las hormonas del estrés apagan el sistema inmunitario, incluso la medicina usa este efecto en algunas ocasiones. Por ejemplo, si me trasplantaran un corazón, mi sistema inmunitario lo rechazaría. En esos casos, los médicos dan hormonas del estrés y eso impide que funcione el sistema inmunitario. Es tan claro que suprime el sistema inmunitario que lo usamos como un medicamento.
Cuando la persona está bajo estrés, afecta de dos maneras: la primera es que deja de haber crecimiento y la segunda es que se apaga el sistema inmunitario. De esta forma, virus nocivos pueden atacarme fácilmente.
Cuando estás bajo mucho estrés, te enfermas.
Y debo decir que, si tomamos una muestra de sangre de cada persona, descubrimos que todos tenemos células cancerígenas. Las tenemos siempre, pero si está funcionando el sistema inmunitario, no pueden crecer. Una vez que se apaga el sistema inmunitario, proliferan. El 90 por ciento de la gente que va al médico es debido al estrés, y también el cáncer funciona igual.
La ciencia más reciente indica que el cuerpo responde a la física cuántica, no la newtoniana. La medicina dice que quiere cambiar la química del organismo con drogas y la nueva medicina dice que hay que cambiar la energía. Y esta nueva medicina, la cuántica, es mucho más poderosa, porque responde primero el campo energético que el físico.
Los pensamientos son más poderosos que la química. Así que esto es peor para las empresas farmacéuticas porque no lo pueden vender. Por tanto, no les interesa una conexión entre la mente y el cuerpo.
Y es la razón por la que yo cambié mi carrera. Estaba enseñando en la universidad que hay que seguir con medicamentos y sabía que eso no era verdad. La medicina lo conoce, pero no habla de ello. Sabe que el pensamiento positivo, el placebo, puede sanar, y también que el pensamiento negativo puede matar. Uno se llama placebo y el otro nocivo. En realidad, no es que sea positivo o negativo, es la manera de pensar.
Si el médico te dice que tienes cáncer, aunque no tengas cáncer, si lo crees, crearás la química que generará cáncer. Por tanto, el problema no es tanto el entorno real sino el que tú interpretas.
Por eso no funciona la medicina, porque no reconoce la ciencia cuántica. No mira hacia ahí porque el dinero está en otro lado.
Por tanto, hay muchos estudios que demuestran que las enfermedades que tenemos de adultos, como el cáncer, tienen que ver con la programación y el entorno que vivimos en los primeros seis años de vida.
¿Cómo podemos reprogramar el subconsciente?
Los comportamientos que vienen del subconsciente no los percibes y pueden estar haciéndote daño. La mente consciente es creativa y la subconsciente trata de todos los hábitos. Si leo un libro de autoayuda, mi mente consciente dice: "Sé todo lo que hay en el libro y lo aplico", pero la subconsciente no se entera de nada. Entonces, piensas: "¿Por que sé tanto y todavía mi cuerpo no funciona?"
Los pensamientos positivos, el conocimiento… solo funcionan el 5% del tiempo, pero el 95% son los hábitos que tengo desde mi niñez. Y esa es la razón por la que los pensamientos positivos no son suficientes. Ayudan, pero no ves muchos resultados. Todo sigue igual hasta que no cambias el subconsciente. Técnicas de psicología basadas en la energía como la PNL, Hipnosis o el Psych-K es una manera de cambiar el subconsciente, es como un aprendizaje rápido.